revistaohlala.com

El exposoma y cómo proteger la salud de nuestra piel

Descubrí de qué se trata y qué hacer para prevenir el envejecimiento de tu piel

Por Verónica Frágola | Para Revista OHLALÁ!

 
 
 
Foto: Corbis

Allá por el 2005 se hablaba mucho sobre el genoma humano. Se pensaba que decodificando los genes íbamos a poder entender las enfermedades crónicas y el cáncer en el ser humano. Pero nada de esto fue así. El genoma sólo logró explicar el 25% de las enfermedades. y desde ese momento la duda fue otra: el otro 75% ¿de dónde viene?

Con esa pregunta, el doctor Christopher Wild, epidemiólogo molecular, desarrolló el concepto de exposoma, que se refiere a todos los factores de exposición de las personas desde que nacen hasta que mueren. Una persona está expuesta a sustancias químicas, radiación, calor/frío, stress, alimentación, actividades, comportamientos de salud. Y todo eso repercute en su vida. Desde ese momento, el exposoma fue tema de estudio y debate en los congresos científicos alrededor del mundo.

 
Foto: Pixabay

Si tenemos en cuenta que los cosméticos que usamos también forman parte del exposoma, no es para sorprenderse que desde hace un tiempo se esté estudiando cómo influye esto en el envejecimiento de la piel, ya que ésta es la primera barrera entre el ser humano y el ambiente.

Según estudios de laboratorios Vichy, quienes lanzaron una Beca Exposoma -cuyo objetivo es promover y estimular la investigación sobre cómo afecta el exposoma a la piel- hay varios factores externos de envejecimiento, entre los que se encuentran la luz y la polución como algunos de los más importantes. Si repasamos esos factores, nos vamos a encontrar que todos los días los enfrentamos, y por eso nunca está de más conocerlos:

  • Los rayos UVB y UVA penetran profundamente en la piel y pueden generar quemaduras y hasta melanomas. También la luz visible puede inducir pigmentación en fototipos III y IV, lo que genera manchas y envejecimiento. No menos importante es la acción de la luz infrarroja, entre ellas la A, que genera degradación del colágeno y elastina.
  • Las partículas de polución se filtran en las capas de la epidermis, causando inflamación, descomponiendo el colágeno y la capa lipídica de la piel, por lo que debilita su función de barrera, genera deshidratación y posibilidad que penetren las bacterias generando infecciones.
  • Una dieta pobre en antioxidantes estimula la creación de radicales libres en las células corporales, lo que también genera envejecimiento.
  • El estrés, que vuelve a la piel más sensible y reactiva.
  • El uso de algunos cosméticos que pueden degradar la función de barrera de la piel, dejándola desprotegida frente a las agresiones del medioambiente.

 
Foto: Pixabay

Pero tranquilas, no todas son malas noticias. Para luchar contra el exposoma, Ann Bouloc - directora médica y una de las principales promotoras del estudio del exposoma- , nos recomienda qué hacer día a día.

Cómo defendernos todos los días

  • Una limpieza muy suave de toda la piel a la mañana para no debilitar la barrera cutánea.
  • Otra buena limpieza a la noche para remover las partículas de contaminación de la piel que se fueron acumulando durante el día.
  • Usar cosméticos que protejan y estimulen la función de barrera de la piel.
  • Usar fotoprotectores que contengan filtros UVA, ya que estos rayos son los que no se sienten sobre la piel pero son los más nocivos.
  • Si tu piel tiene manchas, usar un fotoprotector con color para evitar una hiperpigmentación
  • Tener una dieta rica en antioxidantes, eligiendo comida que tenga variedad de colores intensos como el rojo, violeta, naranja, entre otros. No fumar también es importante para tu piel, porque se degrada el colágeno y la elastina.
  • Tener un buen descanso a la noche y realizar actividades que bajen el nivel de stress, ya que esto último activa el sistema inmune y genera dermatitis, ronchas, entre otros.
  • No beber bebidas blancas en exceso, porque destruyen los antioxidantes. Por otra parte, un poco de vino tinto nunca viene mal, porque es rico en resveratrol antioxidante.
  • Lo ideal es no exponerse al sol, pero si van a hacerlo, tomar antes un vaso de jugo de naranja recién exprimido.

Si bien el estudio del exposoma y el envejecimiento de la piel recién comienza, ya tenemos algunas cosas fáciles para hacer todos los días y así seguir cuidándonos.

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala