revistaohlala.com

¡Quiero estas piernas!

La ilusión de que nos van a quedar perfectas es falsa pero es cierto que podemos mejorarlas. Seis puntas para intentarlo

 
 
 
¡Tenés tus piernas impecables!.  Foto: Foto de Inés Auquer. Producción de Lara Luján
Por María Paz Berri

1. Retención de líquido

¿Qué es?

Es un problema de origen circulatorio que se agrava si estás mucho tiempo parada o quieta. Podés sentir las piernas cansadas, hinchadas o pesadas. ¿Te pasa?

Soluciones

-Elegí cremas, geles o aceites que tengan árnica, aloe vera, centella asiática, cafeína, mentol o gingko biloba (son geniales para bajar el edema y mejorar la circulación sanguínea). Usalas todas las noches con masajes circulares (¡y relajate!).

-Mientras mirás tu serie favorita, acostate con las piernas a 45 grados hacia arriba así las descansás.

-Si caminás 20 minutos por día, está genial. Podés pensar en recorridos fijos o aprovechar cuando vas o volvés del trabajo.

-Tratá de no usar tacos altos. Y si no, después de un día a full arriba de esos zapatos altísimos, caminá un poco descalza.

-¡Chau sal, alcohol, grasas y dulces! (bueno, cuanto menos, mejor).

-Los masajes de drenaje linfático manual son lo más para eliminar líquidos y toxinas. El masaje es suave y te súper relaja. Hacelo una vez por semana ($200 por sesión en Centro Naturalis Estética y Bienestar).

 
Foto: Foto de Inés Auquer. Producción de Lara Luján

Bomba de baño efervescente con árnica y menta para la bañadera. Alivia las piernas cansadas ($50, Mies). Loción tónica con extractos de plantas que mejoran la circulación sanguínea y alivian la sensación de cansancio y pesadez en las piernas ($79, Weleda).

2. Celulitis

¿Qué es?

La celulitis (que también es un problema de origen circulatorio) son cúmulos de grasa que se ubican debajo de la piel, sobre todo en piernas y cola. Igual, quedate tranqui: nos pasa al 90 por ciento de las mujeres.

Soluciones

-Llevá una dieta lo más balanceada y equilibrada posible. Incluí mucha fibra (así podés regular el tránsito intestinal).

-Evitá la sal y los alimentos refinados (grasas, fritos, dulces). No te das cuenta, y estás metiendo en el cuerpo productos de desecho, sustancias tóxicas y acumulación de grasas.

-Comé mucha, pero mucha fruta y verdura.

-Tomá como mínimo un litro y medio de agua a lo largo del día (podés cargarte tres botellitas de 500 ml así llevas el control).

-Lo ideal es andar en bicicleta o hacer natación. -No está buena la actividad física de alto impacto.

-En Figurella hay un método de modelación corporal para nada invasivo que está buenísimo. Combina actividad física en módulos térmicos, con oxigenoterapia y presoterapia. Ayuda a modelar y reducir grasa acumulada, reduce la celulitis, tonifica los músculos, elimina toxinas y desintoxica el cuerpo. Cuesta $195 la sesión.

 
Foto: Foto de Inés Auquer. Producción de Lara Luján

Offensive Cellulite reduce la celulitis incrustada, alisa la piel de naranja y reafirma la silueta ($284, Elancyl). Good-bye Celulitis reduce la celulitis ($133, Nivea).

3. Pelos encarnados

¿Qué son?

Los pelos encarnados aparecen, más que nada, en pieles sensibles, cuando el pelo es muy grueso o después de depilarnos. Hay que tener cuidado porque a veces generan infecciones con pus, irritación y granitos.

Soluciones

-Tené siempre la piel hidratada. Esto hace que esté fresca, firme y elástica. Y además, ayuda a prevenir la foliculitis.

-Si tenés un pelito encarnado, aplicate arriba una compresa mojada en agua caliente (entre cinco y diez minutos). El calor reduce la inflamación y lleva el pelo más cerca de la superficie (para que después lo puedas sacar con pincita).

-Exfoliá tus piernas dos veces por semana. Podés hacerlo con esponja vegetal o con algún gel exfoliante. Es importante que lo hagas bien suave y en forma circular con la piel humedecida.

-La depilación definitiva (láser) es otra solución. Ya en la primera sesión se eliminan muchísimo los pelos encarnados y se previene que salgan nuevos. Chau irritación y bienvenida a una piel espectacular (desde $350 por sesión, Centro Médico Láser Aegyna).

-Otra opción es comprarte la máquina de depilación por luz pulsada para usar en casa (la de Philips, por ejemplo, cuesta $4999).

 
Foto: Foto de Inés Auquer. Producción de Lara Luján

Jabón cremoso exfoliante con óleo de açaí ($92, Natura). Creme de Corps Milk and Honey es un exfoliante para el cuerpo con manteca de karité. Deja la piel súper suave ($382, Kiehl's). El azúcar exfoliante corporal es buenísimo para terminar con los pelos encarnados. Viene con aroma a coco, dulce de leche o chocolate ($103, La Pasionaria).

4. Arañitas y Várices

¿Qué son?

Las várices aparecen cuando las venas más profundas de las piernas no bombean la sangre correctamente. Las arañitas (telangiectasias) son dilataciones de pequeños vasos sanguíneos en la superficie de la piel.

Soluciones

Para saber cuál es tu problema, podés visitar a un flebólogo y pedirle que te haga un ecodoppler de vasos arteriales y venosos superficiales y profundos. Ahí vas a saber bien qué hacer y en qué estado estás. Mientras tanto:

-Si te toca estar mucho tiempo sentada, comprate medias de descanso (tienen compresión graduada y están geniales).

-Todos los días, levantá las piernas entre 20 y 40 minutos para mejorar la circulación sanguínea.

-Tratá de no usar ropa muy ajustada y de telas poco elásticas. No favorecen el retorno venoso.

-La alimentación rica en fibras y el agua son fundamentales para una buena circulación.

-Hacé este ejercicio: ponete en puntas de pie, subí y bajá el talón, girá el tobillo para un lado y para el otro varias veces.

-En gabinete, el láser Lumiia permite eliminar arañitas en dos o tres sesiones (cuesta desde $500 la sesión en Libelle Estética).

 
Foto: Foto de Inés Auquer. Producción de Lara Luján

Loción activa descongestiva para piernas. Con troxerutina, un activo ideal para mujeres con telangiectasias ($232, Exel). Con centella asiática y castaño de indias, que actúan aliviando los síntomas de la mala circulación, como várices y arañitas ($61, Goicoechea).

5. Piel seca

¿Qué es?

Es la pérdida de la humectación y sequedad excesiva de la piel. Desencadena irritaciones, sensación de tirantez, grietas, rojeces y picazón.

Soluciones

-Evitá las duchas largas y con agua demasiado caliente. Lo ideal son baños de cinco a diez minutos con agua tibia.

-Secá la piel con golpecitos. Si pasás la toalla raspándola, puede resecarse mucho más fácilmente.

-La clave está en usar cremas para pieles secas (las que tienen manteca de karité son geniales). Usalas después del baño así se absorben mejor (porque los poros están más dilatados).

-Tomá dos litros de agua por día, además de comer muchas verduras y frutas, que también aportan agua y vitaminas.

-Hacete por lo menos (no seas vaga) una exfoliación suave con guante o esponja vegetal por semana. Así sacás todas las impurezas.

-En gabinete, lo más recomendado es un pulido corporal mensual + hidratación profunda. La doctora Adriana Szapinka tiene un tratamiento con sales de mar combinadas con aceite de almendras y de melisa, que deja la piel suave y súuuuper hidratada. Dura una hora y es un mimo también (cuesta $300).

 
Foto: Foto de Inés Auquer. Producción de Lara Luján

Deep Care Complex. Combinación de humectantes, nutrientes naturales de la piel y aceites esenciales ($28, Dove). Ureadin RX. Hidratación elevada a la máxima potencia ($286, Isdin).

6. Adiposidad

¿Qué es?

Es la acumulación o exceso de grasa en el cuerpo (la que no tenga ni un poquito al menos... ¡que levante la mano!).

Soluciones

-En casa, la dieta (baja en grasas y en hidratos de carbono) y el ejercicio físico (dos veces por semana) son el complemento perfecto de cualquier tratamiento reductor.

-Las cremas reductoras ayudan siempre y cuando las uses con constancia (o sea: todos los días; es un compromiso beauty).

-En gabinete, la ultracavitación es genial para eliminar adiposidad localizada (y reafirmar la piel). Algunos la llaman "liposucción sin cirugía" (¡quiero eso ya!). Es un sistema de ultracavitación combinado con radiofrecuencia que permite reducir de dos a cuatro centímetros por sesión (no duele nada). Se necesitan entre cuatro y seis sesiones (cuesta $900 por sesión, Centro Médico Juárez Alday).

-Otra opción que está re de moda es el Velashape. Son tres tecnologías en un aparato (radiofrecuencia, láser infrarrojo y vacumterapia). Reduce, modela, tensa y drena, es lo más. Se hace una vez por semana y con un mínimo de seis sesiones (desde $4500 las seis sesiones, Libelle Estética).

 
Foto: Foto de Inés Auquer. Producción de Lara Luján

Body Cellu Defy ayuda a quemar hasta tres veces más la grasa acumulada que ocasiona la celulitis. Ideal para piernas y glúteos ($180, Avon). Svelte Body Desire trata células adiposas y permite alcanzar un cuerpo más esbelto. Deja la silueta tonificada y aligerada ($880, Dior).

Expertos consultados

Dra. Mónica Maiolino, médica dermatóloga asesora de Dermaglós.

Dra. María Carolina Schneider, del Centro Médico Libelle.

Cosmiatra Paula Aravena, del Centro Naturalis Estética y Bienestar.

Alejandro Resnisky, profesor de Educación Física.

Maquilló Sole Olveira para Estudio Frumbolli con productos LancÔme. Modelo: Alina para Lo Management. Agradecemos a Daniel Laschera y Pampa por su colaboración en esta nota.

¿Cómo cuidás tus piernas? ¿Qué productos usás?

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala