revistaohlala.com

Cómo convertir una botella en un florero

Un paso a paso para transformar este objeto cotidiano y darle un uso útil en casa.

 
 
 


Muchas veces tenemos flores hermosas para decorar nuestros ambientes... ¡Pero nunca hay un florero! Para que no terminen en el vasito de siempre, Pam Schiavone, del espacio Huemula nos enseña esta técnica para pintar botellas de vidrio. Eso sí: ¡la creatividad para decorarla corre por tu cuenta!

Materiales

 


- Botellas (en este caso de vidrio, pero también pueden ser de plástico).
- Pintura (¡la que tengan!).
- Una lata a la cual le hacemos un pico doblando el borde (o cualquier recipiente que sirva para

poner la pintura en las botellas).
- Pincel.
- Acrílico.

Paso a paso

1- Introducí la pintura en la lata. TIP: si la pintura es de consistencia muy pesada, como las satinadas, rebajar la pintura con agua para que puedas hacerla correr mejor.

 


2- Verté la pintura en la botella, mientras la movés para ir cubriendo todo el interior.

 


3- Dejá secar la botella boca abajo (puede ser en la misma latita para evitar más enchastre).

 


4- Decorá las botellas con el dibujo que más te guste! En este caso se hicieron garabatos pero también podés decorarlas con cintas, moños o papeles.

 

 


¿Te animás a hacer este florero? ¿Cómo lo decorarías?
Encontrá más propuestas artesanates en Ofelia Feliz

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala