revistaohlala.com

Emprendedoras Jazzeras

Hacen diferentes cosas, pero con el mismo ritmo. Conocelas.

 
 
Por Humphrey Inzillo. Producción de Laura Ohman

Sophie Lussi, violinista

 
Foto: Lucila Cummins


Edad: 36 años.

Formación: estudió en la Escuela Superior de Artes Zürich con Pierre Blanchard (violín jazz), Daniel Schenker (improvisación) y Ulrich Gröner (violín clásico). Estudia composición con Daniel Montes.

¿A qué se dedica? Tiene su grupo, toca con Leonardo Ferreyra Tango String Quartet, Swing de París y Cabaret Berlín de Eleonora Eubel.

Artistas favoritos: Stéphane Grappelli, Miles Davis, Bill Evans, Charles Mingus, Béla Bartók, Igor Stravinsky, Serge Prokofieff y muchos más.

Discografía: Bird Migration (2008) y Klul (2011).

Lo que más le atrae a Sophie del jazz es la libertad de la improvisación: esa posibilidad de tocar el mismo tema cada vez de manera diferente, que es la esencia del género.

Esta violinista suiza llegó a Buenos Aires para tomar clases de tango para violín por un par de meses, pero se enamoró de un músico argentino y acá se quedó. Se transformó en una de las mejores exponentes en la escena porteña.

Su papá, además de ser violinista, coleccionaba vinilos, así que ella creció escuchando a Stéphane Grappelli, Joe Venuti y el Quinteto del Hot Club de Francia.

Sophie es una especialista en el jazz manouche, un estilo con influencias gitanas, pero su universo musical (y laboral) es mucho más amplio.

"Pude viajar desde muy chica y toqué con muchos músicos de diferentes lugares. Además, mis padres me llevaron desde muy joven a muchos conciertos y me hicieron escuchar diferentes músicas. Siempre me atrajo el jazz. Y me decidí a estudiarlo después de un concierto de la Mingus Big Band que me impresionó muchísimo", cuenta.

Sophie, además, es compositora, y cuando le preguntás en qué se inspira, responde sin dudar: "La música de Gil Evans y Miles Davis, especialmente discos como Birth of the Cool y Miles Ahead, son para mí belleza pura y una fuente de inspiración inagotable".

Más info:www.sophielussi.com

Barbie Martínez, cantante

 
Foto: Lucila Cummins


Edad: 33 años.

Formación: Dolores Ortiz, Carlitos Olivera, Cecilia Escudero, María Viau, Ángel Sucheras y Carlos Lastra.

¿A qué se dedica? Además de liderar su grupo, toca con el trío de Paula Shocron y canta como invitada del cuarteto de la cantante Delfina Oliver, el grupo Swing Tzigane y el quinteto del trompetista Mariano Loiácono.

Artistas favoritos: Sarah Vaughan, Anita O'Day, Honi Gordon, Shirley Horn, Chet Baker, Billie Holiday, Nancy Wilson, Jimmy Scott y Ella Fitzgerald, entre otros.

Discografía: Swing (Bau Records, 2010) y Live at Thelonious Club (2013, independiente).

A Barbie Martínez le llevó más de diez años poder vivir de lo que más le gusta: cantar jazz. Pero actualmente, mientras presenta en distintos escenarios su segundo disco solista y produce el tercero, canta con el trío de Paula Shocron y dicta workshops y talleres semanales de jazz vocal. Además, cuando viaja a dar conciertos al interior, aprovecha para dar clínicas. Y es miembro del staff docente del Córdoba Jazz Camp, un programa de entrenamiento intensivo que combina master classes, talleres teórico-prácticos, clases de improvisación, ensayos, conciertos y jam sessions, a lo largo de seis días consecutivos.

Tenía 17 años cuando escuchó un disco de Sarah Vaughan, y en ese preciso instante decidió que el jazz iba a ser su modo de expresión. "Me pareció lo más alucinante que había escuchado en toda mi vida", explica. Muchas de las canciones que conforman su repertorio fueron compuestas hace sesenta o setenta años, pero Barbie logra reinventarlas y que suenen frescas y revitalizadas. "Los standards son clásicos atemporales que describen sentimientos, situaciones y pensamientos que todos transitamos. En estos temas hay respuestas para muchas preguntas que una se hace a lo largo de la vida. Por eso, trato de conectar las letras con mis emociones y experiencias personales. Eso es lo que les da frescura".

Más info:www.barbiemartinez.bandcamp.com

Ada Rave, saxofonista

 
Foto: Lucila Cummins


Edad: 39 años.

Formación: egresó de la carrera de Jazz del Conservatorio Manuel de Falla. También estudió con Carlos Lastra, Rodrigo Domínguez y Enrique Norris.

¿A qué se dedica? Además de en su grupo, toca con la Caravana Colemánica, en dúo con la pianista colombiana Tatiana Castro Mejía. También colabora con Andrés Elstein Trío y el Rodrigo Núñez Quinteto, entre otros combos.

Artistas favoritos: John Coltrane, Thelonious Monk, Duke Ellington, Lester Young, Billie Holiday, entre otros.

Discografía: Los ritos del sueño (2008, independiente) y La continuidad (2011, Pai).

A los 13 años, Ada Rave se compró un LP de Branford Marsalis, un saxofonista al que había conocido en el debut solista de Sting: The Dream of the Blue Turtles (1985). De tanto escuchar ese disco de Branford, logró que su papá le comprara un saxo tenor. Y aunque empezó a tocar desde muy chica, la fantasía de ser saxofonista de jazz empezó a tomar seriedad cuando escuchó la música de John Coltrane, a los 17 años. Hizo la carrera de Jazz en el Conservatorio Manuel de Falla y fue testigo de la transformación de la escena local: "Hay muchas más chicas tocando jazz que cuando empecé. Y no podría decir que este es un ambiente machista en sí, ya que si cualquier mujer tiene decidido estudiar y crecer tanto en lo musical como en lo humano, no tendría problemas para estar en este ámbito, aunque en su mayoría esté conformado por varones y con sus códigos".

Además del saxo tenor, Ada también toca el soprano [es el que tiene en la foto]. Y no solo lo hace en proyectos propios, sino en tantos otros que la lista es casi inabarcable. Pero también es profesora, porque dice que no podría separar su vida de su actividad musical. Su último disco se llama La continuidad y lo bautizó así por una idea de movimiento, de estar en el transcurso de un proceso, de algo que no retrocede y se continúa transformando. Este concepto que aplica a su música lo aplica también a su vida. A fines de este mes, arma las valijas y se muda a Ámsterdam, para tocar y seguir estudiando. "No pienso quedarme con esto solo. Quiero seguir buscando y haciendo, pero todavía no sé con qué continuaré; supongo que lo iré descubriendo y después iré viendo que forma toma".

Más info:www.adarave.com

Wanda Majcher y Yanina Orellana, Conductoras de radio

 
Foto: Lucila Cummins


Edad: 36 y 32 años, respectivamente.

Formación: Wanda estudió Locución Integral de Radio y TV, y Yanina, Producción y Creatividad Radiofónica, ambas en ETER.

¿A qué se dedican? Conducen y producen Sinestesia, un programa radiofónico de entrevistas a músicos argentinos de jazz. Va los lunes a la medianoche en www.radioeter.com.ar.

Artistas favoritos: Miles Davis, Louis Armstrong, Ella Fitzgerald, John Lewis, Gerry Mulligan, Charlie Parker, Lee Konitz, entre otros.

La idea del programa de radio empezó en 2003, mientras Yanina trabajaba en una vinoteca, donde se escuchaba jazz todo el día. En ese momento, pusieron Sundaram, del saxofonista Ricardo Cavalli, y como le gustó tanto empezó a indagar en otros discos de músicos argentinos. Junto con su amigo Alejandro Rivero, operador y productor de radio, pensaron no solo emitir temas de un disco, sino que el mismo músico presentara su obra. En 2006, debutó Sinestesia, un ciclo de entrevistas dedicado al género.

Dos años después, se sumó al staff del programa Wanda, hija de un trompetista y amante del jazz: "Desde chica, recuerdo tener a Miles Davis en cada rincón de la casa. Obvio que yo ni sabía quién era", cuenta.

Sinestesia transita ahora por su octava temporada y las chicas están felices: "Hay una constante evolución en el ambiente que nos permite mostrar un panorama actualizado y fresco de la música original que está latente en la ciudad", dice Yanina.

Como estudiaron en ETER, no les costó que les cedieran un espacio en Radioeter, la emisora online que manejan alumnos y egresados de la escuela de Aliverti. Ambas viven, por ahora, de la gastronomía. Para el año que viene, planean dar el salto a una radio de aire y que el programa genere algún ingreso económico. Mientras tanto, ganan prestigio y experiencia: son muy pocos los músicos argentinos que no pasaron por Sinestesia.

Y todos lo que pasaron quieren volver.

Más info: En Fb: Sinestesia.RADIO .

¿Te gusta el jazz? ¿Te animarías a dedicarte a la música?

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala