revistaohlala.com
 

¿Sabés cómo sacar la pintura vieja de un mueble?

Los removedores químicos son una solución. ¡Te explicamos cómo usarlos para que el mueble quede perfecto!

Por Verónica Gutiérrez de León | Para Revista OHLALÁ!

 
 
Por Verónica Gutierrez de León
Especial para revista OHLALÁ!Web

Cómo usar removedores de pinturas y barnices

No hay que ser un experto para remover pintura con estos químicos, pero sí hay que prestarle atención a algunas cuestiones para no dañar el mueble (¡ni quemarte en el camino!!).

 

Hace un tiempo encontré un aviso en un sitio de venta on line, que decía, más o menos así: "Vendo hermoso ropero provenzal. Lo lijé hasta la mitad y me cansé. Lo entrego tal cual está en la foto". Y obviamente, la imagen era la de un enorme mueble lijado hasta donde le dio la voluntad. Semejante acto de sinceridad, me hizo reír mucho.

Es que, a pesar de ser una defensora del trabajo con lijas, ¡todo tiene un límite! Por suerte el removedor correctamente usado simplifica la tarea de lavar un mueble. Los beneficios son claros: ¡ahorro de tiempo y energía!¿Y las contras? La principal, es que es un producto químico tan fuerte que usado de manera incorrecta puede abrir las fibras de la madera, vetearla o mancharla y hasta, por ejemplo, desencolar los encastres de cajones y patas. Amén de que si te descuidas, te podés quemar. ¡Pero todo tiene solución!

Veamos entonces, cómo usarlo para perjudicar lo menos posible la madera y estructura de un mueble. Y un tema no menor: saber cuáles son los elementos de seguridad necesarios para no correr riesgos de accidentes.

Materiales para decapar

- Removedor en gel- Espátulas- Cepillos de cerdas de metal- Viruta (pueden ser las esponjas metálicas para la cocina que son menos agresivas)- Aguarrás- Trapos de algodón o estopa de algodón- Bolsa tipo consorcio- Papel cocina- Diarios- Lata- Pincel- Cepillos de dientes en desuso, palitos tipo brochete, etc

Materiales para nuestra seguridad

- Guantes aptos para químicos (de nitrilo, se consiguen en las ferreterías, y pinturerías)- Camisa vieja de mangas largas- Antiparras

 

Medidas de seguridad:

El removedor es un químico muy fuerte y combustible , por lo tanto seguí las instrucciones que se indican en el producto. Los elementos que usaste podes lavarlos con agua y detergente.

- Para no correr riesgo de quemarte utilizá los elementos de seguridad, todos son necesarios .- Fijate que las mangas de la camisa estén por debajo de los guantes , así no corrés riesgos de salpicaduras en los brazos. Usá las antiparras.- En caso de salpicarte en la piel, enjuagate con bastante agua .

Zona de trabajo

- Lo ideal es hacerlo al aire libre y a la sombra. Si trabajás en un espacio cerrado, mantené las ventanas abiertas. - Poné sobre la mesa de trabajo o en el piso, una o varias bolsas del tipo consorcio y por encima bastante hojas de diario.

Paso a paso

- Ya con tus guantes puestos destapá el producto y colocá parte en una lata . Desde esta lata vas a cargar tu pincel.- Esparcí el removedor sobre una pequeña superficie. Trabajá por zonas porque de lo contario, corrés el riesgo de que se seque el producto antes de que termines de remover la pintura

 

- Por lo general, el removedor actúa a partir de los 15 ó 20 minutos . En caso de que sea un barniz o haya menos capas de pintura, el producto puede comenzar actuar más rápido.- Pasado este tiempo, vas a notar que la pintura se ampolla . Es ahí cuando con una espátula, suavemente para no rayar la madera, tenés que ir levantándolo. Desechá los restos sobre el papel cocina y tiralos dentro de una bolsa.

 

- Una vez que sacaste la parte gruesa de pintura, puede pasarte que la superficie quede absolutamente limpia o que aún haya quedado pintura o barniz. De ser así, volvé a pasar una capa finita del removedor y retirala usando la esponja metálica (tanto la espátula como la esponja usalos siguiendo la veta de la madera) .- Para que el decapante no siga actuando en la profundidad de la madera es necesario neutralizarlo . Para ello pasale la estopa de algodón (o un trapo) con bastante aguarrás . Repetí esta operación varias veces, sobre todo en las juntas y en las patas, ya que el removedor puede aflojar los encolados.

 

- Una vez que retiraste la pintura y el aguarrás que pasaste ya se evaporó, hay que trabajar la madera con lija . Primero, porque siempre queda algún resto y seguir poniendo removedor sólo va a lograr que el mueble quede veteado. Segundo porque la lija cierra los poros y suaviza la madera.- En síntesis, el removedor de pinturas podrá ser muy bueno, pero siempre la madera siempre necesita ser lijada. Por lo tanto, repasa la superficie con grano 180 y luego finaliza con la lija 360.- Finalmente te queda decidir qué tipo de protección vas a darle a la madera de tu mueble (lustre a la cera o goma laca, pintura, etc).

Cómo trabajar sobre tallas

Para limpiar las tallas o molduras de un mueble de madera ayudate de un cepillo de cerdas metálico, de palitos (tipo brochete), cepillos de dientes en desuso y esponja metálica.

Tallas y patas estriadas, son más difíciles de trabajar, hacelo con paciencia y suavemente.

 

Cuando el mueble es una silla.. Entonces lo primero que hay que hacer antes de pasar removedor, es proteger las juntas de la silla con cintas chapista . Si bien no es una barrera "invencible", ayuda a que el producto no se filtre en los encastre y remueva el encolado.

 

Una vez terminado este paso, elegí un sector para empezar. Por ejemplo, una las patas. O sea, la secuencia para una pata sería: pasar el removedor por todas las caras de la pata, retirar la capa de pintura, y neutralizar con aguarrás. Una vez terminado, continuás con otra. De lo contrario es muy difícil mover una silla cuando esta toda cubierta de removedor.

 

Muebles con puertas y cajones

Retirá los cajones y trabajalos aparte. Acórdate de sacar herrajes o al menos protegerlos con cinta chapista.

Con respecto a las puertas, controlá que el removedor no entre en el interior del mueble, porque puede mancharlo.

 

Algunos consejos prácticos

- Si bien el agua también actúa como neutralizador no es conveniente utilizarla sobre un mueble de madera o enchapado. - Antes de empezar a lavar o decapar un mueble, retirá todos los herrajes y guardalos juntos con sus clavitos o tornillos. - En la medida que el tamaño del mueble lo permita, colocá en forma horizontal la superficie que vas a trabajar, así no corres el riesgo de que de queden marcas de chorreaduras, algo bastante común.- Tené a mano todos los materiales y una bolsita para ir tirando los desperdicios de producto.

Todo por hoy. Cualquier duda o consulta, aquí estoy! Buen fin de semana para todos.

Vero

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala