Todos los días OHLALÁ! en tu mail
 
 
revistaohlala.com

Departamento para tres

La historia de amor de esta pareja puede encontrarse en cada detalle de su depto. Descubrí cómo reacomodaron su hogar para recibir al primer hijo.

 
 
Producción de Yamila Bortnik. Fotos de Florencia Cosin.
 


Julieta Cascallar y Matías "Pupi" Biondo se conocieron hace 5 años; él es de Temperley y ella es de La Niña, un pueblito de la provincia de Buenos Aires fundado por su bisabuelo, y hace un poco más de un año se convirtieron en papás de Salvador. Los tres viven en este depto de estilo ubicado en pleno Recoleta, al que -si bien conserva su espíritu cosmopolita y señorial- supieron imprimirle calidez decorándolo con muebles vintage heredados que los remontan a su niñez y a una vida serena y apacible, lejos de la gran ciudad. "Adoramos celebrar, recibir familia y amigos y compartir, con estos valores pensamos nuestro hogar", cuentan ellos, que recientemente inauguraron su tienda de papelería y objetos STU, a pocos metros de su casa.

El comedor

Bien amplio y preparado para recibir muchos invitados, el comedor mezcla objetos de diseño y antigüedades..
Flores de origami para completar la ambientación del comedor..
Izq.: Una alacena bien surtida con cosas que traen de todas partes del mundo. Der.: Florero Osvaldo, diseñado por Miga de Pan..
 

El aparador pertenecía a María, la abuela de Juli, quien lo renovó pintándolo de rosa. Allí guardan la vajilla, ordenada y a la vista, donde se destaca el juego de loza rosa de Festival, fabricado en la Argentina a mediados del siglo pasado y que una amiga de la pareja rescató de una casa de antigüedades.

Sobre la mesa, individuales de gabardina (Ramos Generales, $40 cada uno), jarra-florero amarilla y bols estampados (Salmón, $256 y $66 cada uno).

La alacena tiene un detalle muy original y barato: los cantos están revestidos con washi tape (cintas de papel de arroz), que venden en STU por $32.

También suman la guirnalda de corazones (Tiendafan, $140), los vasitos "love" (STU, $95 el pack de 30 unidades) y las flores de origami (rosas de Kawasaki), que fueron los centros de mesa de su casamiento, entre otros detalles.

Lugar de trabajo

 
Frascos con animales súper útiles para guardar miles de cosas (Salmón, $125).. 


El escritorio de Krethaus (hecho a pedido), donde trabaja Juli, está lleno de detalles. Algunos son la silla modelo Bertoia tapizada con un lino japonés (STU, $2180) y la lámpara de pie de La Feliz. Corazones mexicanos traídos de un viaje decoran la pared, al lado de uno de alambre de Agustina Cerato.

El living

 
Estrellas y planetas realizados por Manau y Olivera.. 


Salvador, el pequeño de la casa, adora la chimenea, y por eso armaron ese espacio para él , que hasta tiene su propio robot photo booth. Por otro lado, los sillones fueron adquiridos en un remate (retapizados con telas de Compañía de Comercio), con almohadones de animales (STU, $345).

Dormitorio

 
Mucho color pastel y aires retro para la habitación principal.. 


En el cuarto, nos recibe un cartel de "happily ever after", realizado por Manau y Olivera para STU; abajo, el espaldar de cama marca la diferencia. Está tapizado con un canvas japonés; y sobre la mesa de luz (Krethaus) se destaca un bastidor con bordado vintage. ¿Detalles de cama? Funda de edredón verde agua y crudo (La Serine, $700) y fundas de almohadas (Ramos Generales, desde $130).

Como la pareja es fanática del cine y la música, tienen una maravillosa colección de libros y películas que conviven con cuadros de Shinzi Katoh (STU, $280) y la colección de robots de Pupi. En la biblioteca, se destaca la alcancía oso metalizada (Laboratorio de Objetos, $90).

¿Vos tuviste que adaptar tu departamento para una pareja o la llegada de un hijo? ¿Cómo hiciste?

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala