revistaohlala.com

Sepan disculpar!

 
 

Hola chicas!! Ya sé que hoy esperaban todas video!! Pero me pasó algo espectacular que impidió que pueda dedicarle mi tiempo a la filmación y edición del video que quería hacer.

19:30 hs, recibo un mensaje de una amiga diciendo lo siguiente: " Tengo entradas vip para Madonna, venís?" y yo que vivo en un tupper , le digo: " Dale, cuándo? " "Hoy!" Me dice ella. Automáticamente le dije: "No puedo, tengo que hacer el video para mañana", a lo que ella respondió: "Son entradas vip para Madonna!" Lo pensé un poquito y dije que sí!

Vine corriendo a casa, a maquillarme y sacarme fotos para ustedes! Hice todo en un plish plash, salí, me compré una cerveza, me tomé el colectivo y fui a encontrarme con ella y dos amigas más. Nos dio unas cintitas muy cancheras de gente importante para ponernos en las muñecas y esos colgantes que acreditan que sos más canchero aún. Creo que nunca me había colgado una de esas cosas en el cuello, ni las había visto más que en El mundo según Wane cuando el va mostrándola para pasar a ver a Alice Cooper ( gran escena).

Vamos a lo nuestro, claramente la maquilladora de Madonna sabe que existe el delineador a prueba de agua, porque a la mujer no sólo no se le movió ni medio gramo de grasa sino que tampoco se le corrió el delineado. Intacccccto toda la noche lo tuvo.

Yo, a pesar de haberlas defraudado con el video, me maquillé con el quinteto de Dior, para que vean que la morochas también lo podemos usar para la noche. Recuerden que son tonos que se adaptan muy bien a todo tipo, color de piel, ojos y pelo.

Acá va el paso a paso con fotos.

 
Emoción pre recital a cara lavada. 


1: Me puse la strobe cream de Mac, para darme brillo y vitalidad.

 
Con la strobe cream de Mac y una vez puesta muestro el corrector. 

2: Corrector de Pupa magic concealer que ya todas conocen y algunas compraron. Me tapa las ojeras divinamente y hace una fusión amistosa divina con la strobe cream.

 
Lugares donde me puse el corrector ( salí muy favorecida); y con el corrector ya puesto (soy otra persona). 


3: Base de La Prairie fonde de teint anti age, que me deja la piel más espectacular que ninguna otra base en esta tierra. No la recomiendo para pieles grasas.

 
Con la base (y una luz nueva que prendí). Me la pongo con una brocha especial para base. 


4: Tonalizador de Rimmel sun shimmer, para que me de ese look de bronceado asentado, doradón divino.

 
Me olvidé de sacarle foto al tonalizador, pero ya se los nombré. Acá me lo estoy poniendo. 


5: No usé rubor y fui directo a los ojos, me puse en todo el párpado móvil la sombra más oscura y subí un poco el esfumado desde la mitad del ojo para afuera.

 
El quinteto en cuestión. 




6: Esfumé abajo, también desde la mitad del ojo para afuera, para que me quede un efecto natural e iluminado.

 
Sombra en el párpado móvil (salí divina). Post sombra (me hice la linda para que se olviden rápido de la otra imagen). 


7: Con la sombra más clara y sin tanto brillo me iluminé el lagrimal y debajo de la ceja.

 
Otra vez muy favorecida yo, aplicándome el iluminador en el lagrimal y cerca de la ceja. 


8: Con el gel delineador, intensifiqué el efecto de la sombra delineando todo el ojo y debajo de la mitad del ojo para fuera.

 
Delineador en gel que viene adentro del quinteto. Me delineo abajo y afuera. 


9: Esta vez usé la Volum´ Express de Maybelline Waterproof, porque imaginé que iba a saltar, cantar, patalear y tal vez llorar. Así que ahí está.

 
¡Soy tan buena maquilladora que hago que mis ojos se vean gigantes! Chiste, así quedé!. 


10: Labios: Revlon ColorStay Ultimate Liquid Lipstick, #1 Nude 075

 
Un ojo terminado y labios locos. 


Me saqué una foto del después (con la cintita en la muñeca) y otra con Pepe!!!!!

 
Recién llegada, con cintita de persona importante y estrujando a Pepe dormido. 


Af, no entienden el dolor de cabeza que tengo, no sé si fue Madonna, la (las) cerveza o la hamburguesa de dudosa procedencia que me comí en el puestito de ahí afuera (que estaba deliciosa, dicho sea de paso).

Hasta la próxima

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala