Todos los días OHLALÁ! en tu mail
 
 
revistaohlala.com

Pasteles y dos ruedas

 
 

¡Buen lunes muchachas!

Me alegro que les haya gustado el look del viernes, vamos entonces a insistir con más propuestas de esta prenda que es ideal para la época de fiestas ya que nos soluciona el look total con un sólo ítem fresco y acorde. En cuanto al calzado plástico y controversial, entiendo que no sea para todos los gustos y brindo por el intercambio y la libertad de opinión en este día post aniversario de la Democracia!

En mi post de hoy, luego de un fin de semana a puro pedaleo, quiero celebrar que ¡la vida en la ciudad es mejor y más feliz en bici!

Insisto y vuelvo a proponerlo cada vez que puedo, no dejen de usar este medio tan público como privado (yo tengo mi Belosophy pero no hace falta contar con una bici propia, todos sabemos que también existen las públicas).

Muchas veces mi trabajo me limita de darme el placer de ir y volver en bici a todas partes porque siempre ando muy cargada de bolsas. Pero cuando tengo la oportunidad, no lo dudo. En ella, la calle se percibe de otra manera.

Mis puntos por excelencia son el microcentro (me subo a la bici cada vez que tengo que hacer un trámite allí, se llega mas rápido), el Barrio Chino y el Rosedal durante el fin de semana.

Hoy llevo un pantalón rosa de Zara (liquidación hace una temporada), una camisa estampada de Paula Cahen D´Anvers, cinturón trenzado de India Style y mocasines de gamuza celestes bicolor de la marca independiente August Ballerinas.

¿Qué les parece esta mezcla de colores pasteles como rosa, celeste y verde en un mismo look?

Por último, quería contarles acerca de algo que leí. Resulta que el sábado salí en bici, como estaba muy desinflada, fui a una estación de servicio cercana pero no funcionaba el aire. Seguí buscando hasta que encontré una bicicletería, me sorprendí de encontrar una abierta el sábado a la tarde. La arreglé y mientras volvía a casa pensé que sería ideal no sólo tener inflador portátil sino también saber un poco más sobre auxilio de bicis, ya que suelen descomponerse y pueden dejarte a pata en el medio de la nada, ¿alguna vez les pasó?

Luego, y como por arte de magia, ayer llegó una nota a mis manos que leí con mucho detenimiento, resulta que hay un grupo llamado "fabricicleta" que se juntan a aprender los secretos de las bicicletas y también enseñan a repararlas. Asistir al taller sobre mecánica es uno de mis propósitos para este verano. ¿No es genial? Aquí les dejo el link.

¡Qué tengan un lindo lunes!

¡Buen comienzo de semana!

Lulu

Gracias a Cecilia Romano por las fotos.

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala