revistaohlala.com

Rutina de baile: Gym con ritmo

Una experta en danza te guía en un paso a paso para ejercitarte y bailar al mismo tiempo; hasta la más patadura puede hacerlo, ¿te animás?

 
 
 


Esta coreogym es parte de la rutina que propone Marta Formoso para Adidas Training Academy a nivel global, un programa que asegura que entrenarse también puede ser divertido. Obvio que este es sólo un paso que sirve únicamente para tomarle el gustito y que te pongas las pilas para tomar la decisión definitiva de anotarte en un gimnasio o academia de baile para empezar a entrenar de forma divertida. ¿Bailamos?


Comenzamos de pie, con el torso derecho, los brazos al costado del cuerpo y los tobillos juntos.  Foto:  Gentileza Adidas
Separamos el pie derecho, flexionando la rodilla, mientras las plantas de los pies quedan en contacto con el piso. El torso sigue la inercia del movimiento y el brazo derecho se flexiona hacia la izquierda.  Foto:  Gentileza Adidas
Pasamos la pierna derecha por delante de la izquierda, con los pies apoyados en su totalidad en el piso, el brazo derecho pasa por atrás del cuerpo y el izquierdo por adelante, ambos en semiflexión.  Foto:  Gentileza Adidas
Separamos el pie izquierdo, flexionando la rodilla, mientras las plantas de los pies quedan en contacto con el piso y la pierna izquierda permanece estirada. El torso sigue la inercia del movimiento y el brazo izquierdo se flexiona y se lleva hacia la derecha.  Foto:  Gentileza Adidas
De pie, con el torso derecho, los brazos al costado del cuerpo y los tobillos juntos, flexionamos las rodillas y llevamos el brazo derecho hacia arriba. Lo bajamos, flexionando el codo para que forme un ángulo de 90 grados mientras elevamos el cuerpo poniéndonos en puntas de pie (ver siguiente).  Foto:  Gentileza Adidas
(Ver anterior) De pie, con el torso derecho, los brazos al costado del cuerpo y los tobillos juntos, flexionamos las rodillas y llevamos el brazo derecho hacia arriba. Lo bajamos, flexionando el codo para que forme un ángulo de 90 grados mientras elevamos el cuerpo poniéndonos en puntas de pie.  Foto:  Gentileza Adidas
Pasamos la pierna derecha por delante de la izquierda, con los pies apoyados en su totalidad en el piso, el brazo derecho pasa por delante del cuerpo y sujeta al izquierdo por la muñeca, ambos semi flexionados.  Foto:  Gentileza Adidas
 


Qué tener en cuenta

Rutina: dos o tres veces por semana + un día extra de entrenamiento de fuerza o flexibilidad (puede ser yoga o box), dependiendo de lo que busques.
¿Para qué sirve? Da flexibilidad, coordinación, fuerza muscular, entrenamiento cardiovascular y mucha alegría. Es que no sólo es genial para fortalecer el tren inferior (piernas y glúteos), sino que además es el mejor remedio para levantar la autoestima, expresar todo eso que te tiene contracturada y liberar el estrés.
Lo bueno: cuando hacés aparatos o localizada, lo hacés porque lo tenés que hacer. No siempre te motiva y a veces te aburre. En cambio, cuando bailás, la diversión te lleva a hacer más y más ejercicio sin darte cuenta.
Calorías: en una clase a puro ritmo podés quemar de 500 a 800 calorías.
Outfit: zapatillas, remeras y calzas de materiales para el control de humedad y ventilación y para regular la temperatura del cuerpo. El calzado, además, tiene que tener suela ancha y liviana para resistir el impacto manteniendo la estabilidad.
Tip de entrenamiento: divertite y reite de vos misma. Sonreí mientras hacés la rutina. Vas a terminar la clase cargada de energía y con ganas de volver al otro día.


Lugares para bailar

- Buenos Aires Dance Club
- Gym Fitness Center
- Laura Fidalgo Danza
- World Dance


¿Te gusta bailar? ¿Qué ritmo preferís? ¿Lo usás como rutina de ejercicios?

Compartilo
 
 
Notas más leídas
Revista Ohlala